Las 10 principales innovaciones biotecnológicas que debe conocer

0

Jennifer Huen, bioquímico autónomo en Kolabtree, describe las 10 principales innovaciones biotecnológicas del mercado actual. Lea sobre los principales productos y servicios de ciencias de la vida y las empresas que están detrás de ellos.  

Las innovaciones biotecnológicas no han dejado de crecer en los últimos 10 años, no sólo en el ámbito médico sino también en los sectores de la agricultura, el medio ambiente y la energía. Casi todas estas biotecnología innovaciones implican ingeniería genética, diagnósticos o ensayos, lo que refleja la importancia de la biología sintética en los actuales desarrollos biotecnológicos. Aquí están las 10 principales innovaciones biotecnológicas que están transformando la industria. 

 1. Tecnologías unicelulares

Las tecnologías de células individuales proporcionan vistas detalladas de los entornos celulares y son herramientas importantes utilizadas en el descubrimiento de fármacos y la investigación clínica. Junto con secuenciación de próxima generaciónLas tecnologías de células individuales revelan una imagen más real de una población celular, lo que es especialmente importante para comprender la heterogeneidad del entorno tumoral. Dado que estas tecnologías se utilizan principalmente en el ámbito de la investigación, varias empresas de investigación por contrato ofrecen plataformas de secuenciación y análisis de células individuales con paneles de ADN específicos. Por ejemplo, Biografía de la misión ofrece su plataforma Tapestri para que los investigadores puedan perfilar genéticamente cada célula de una población determinada mediante un flujo de trabajo de microfluidos en dos pasos combinado con la secuenciación de células individuales [1]. El perfilado de enfermedades específicas puede lograrse utilizando paneles de ADN específicos, como el panel de leucemia linfoblástica aguda [1]. Los análisis de células individuales suelen requerir múltiples máquinas con protocolos separados, pero Berkeley Lights ha dado un paso más al desarrollar una única máquina que puede procesar y analizar células una a una, simultáneamente. El Beacon es capaz de realizar múltiples manipulaciones de células individuales en un chip optofluídico que contiene decenas de miles de diminutas cámaras celulares [2]. Mediante el uso de la dielectroforesis inducida por la luz, se dividen células específicas para su posterior análisis, como el cribado del repertorio de anticuerpos, tal y como demostró la empresa de descubrimiento de fármacos, Aldevron [2, 3]. El Rayo también se lanzó recientemente para atender a la investigación específica de las células T [4].

2. Biosensores de aptámeros 

Los monitores de glucosa, las pruebas de embarazo y los sensores de metales pesados son sólo algunos de los detectores basados en biosensores que se han desarrollado y utilizado desde la década de 1960 [5]. Los biosensores consisten en enzimas, anticuerpos o microbios que permiten una lectura del compuesto que se detecta. Las nuevas tecnologías de sensores se han centrado en los métodos basados en aptámeros de ácidos nucleicos, ya que tienen el potencial de ser más sensibles, estables y rentables que los métodos anteriores. Biosensores de aptámeros suelen desarrollarse mediante la evolución sistemática de ligandos utilizando el enriquecimiento exponencial (SELEX,[6]), que genera moléculas estables de ADN o ARN altamente selectivas para su objetivo. Para las pruebas medioambientales o los diagnósticos médicos en los que la complejidad de las muestras es elevada, los aptámeros podrían ser el tipo de molécula adecuado, y varias empresas se han centrado en el desarrollo de aptámeros para estos fines. Por ejemplo, Aptamer Sciences, con sede en Corea del Sur, ha desarrollado una prueba de diagnóstico in vitro denominada AptoDetect-Lung que evalúa el riesgo de que un paciente desarrolle cáncer de pulmón mediante la detección de siete biomarcadores de cáncer de pulmón [7]. Se ha demostrado que la prueba mejora la precisión del diagnóstico en comparación con el examen de tomografía computarizada [8]. AptoDetect-Lung recibió recientemente la aprobación diagnóstica del Ministerio de Seguridad Alimentaria y Farmacéutica de Corea [7].

3. Terapias celulares actuales 

La gestión de las enfermedades crónicas requiere a veces repetidos tratamientos farmacológicos, pero imagínese que hubiera una manera de que los medicamentos se suministraran donde fuera necesario, cuando que se necesita, de forma automática. En este sentido, los científicos están desarrollando terapias celulares de administración de fármacos [9]. En los pacientes diabéticos de tipo 1, el deterioro de las células β del páncreas provoca una deficiencia de insulina y una acumulación de glucosa en la sangre, lo que provoca síntomas como micción frecuente, sed excesiva y dolor de cabeza [10]. Una posible solución está siendo desarrollada por Seraxis: un dispositivo implantable compuesto por células pancreáticas cultivadas en laboratorio que responden directamente a los niveles de glucosa en sangre del paciente [11]. El dispositivo contiene células de los islotes fabricadas a partir de células madre pluripotentes inducidas (iPSC) y pretende eliminar los tratamientos farmacológicos para estos pacientes. Otra empresa que está desarrollando actualmente tratamientos puntuales implantables es la de Auckland Tecnologías de células vivas. Su terapia NTCell consiste en una cápsula recubierta de alginato que contiene células neonatales del plexo coroideo y que se implanta en el cerebro de los pacientes con Parkinson [12]. Las células del plexo coroideo suministran líquido cefalorraquídeo, mitógenos y otros factores que favorecen el crecimiento y la función neuronal [12]. En 2013, Living Cell Technologies patrocinó el primer ensayo clínico del mundo de terapia celular regenerativa para la enfermedad de Parkinson y actualmente está evaluando NTCell para realizar más estudios.

4. Aplicaciones de las células madre

Desde principios de la década de 1980, los científicos estudian las condiciones y controlan la identidad de los que células madre diferenciarse. La capacidad de generar el tipo de célula deseado mediante una diferenciación controlada ha demostrado ser importante desde el punto de vista industrial en ámbitos como el desarrollo de fármacos, la medicina regenerativa y la fabricación de valiosos biomateriales. Por ejemplo, una empresa con sede en Canadá, NovoHeartha desarrollado una solución para los investigadores que desean realizar pruebas de medicamentos para enfermedades cardíacas. Su plataforma MyHeart utiliza iPSCs para generar modelos de tejidos u órganos cardíacos humanos, como su cámara de organoides cardíacos ventriculares humanos (o corazón humano en una jarra), que imitan más el entorno cardíaco humano real que los modelos animales utilizados habitualmente durante el desarrollo preclínico [13, 14]. El objetivo de MyHeart es predecir con mayor precisión los efectos de los nuevos fármacos antes de que pasen a los ensayos clínicos. Otra empresa se centra en llevar la tecnología de las células madre directamente al punto de necesidad. Biogénesis plaquetariauna startup de 2014 con sede en Massachusetts, está desarrollando un biorreactor móvil a demanda para la terapia celular sobre el terreno, como en los puestos médicos militares [15, 16]. El biorreactor fabrica células similares a las plaquetas derivadas de iPSC que se están desarrollando actualmente para tratar enfermedades de la coagulación de la sangre como la trombocitopenia inmunitaria [16].

 Las tecnologías de las células madre no se limitan ciertamente a la investigación y los tratamientos médicos, y así lo demuestra el número de empresas que invierten en carnes cultivadas y proteínas alternativas. Utilizando la agricultura celular, empresas como Campos futuros, Memphis Meatsy Super Carne están desarrollando pollo, ternera, pato, huevos y leche cultivados en laboratorio. La primera hamburguesa se produjo en 2013 en el laboratorio de Mark Post en la Universidad de Maastricht, pero por el colosal precio de unos $300.000 dólares [17, 18]. Desde entonces, las empresas han corrido para reducir los costes de fabricación, con Super Meat, con sede en Israel, que podría liderar la carrera: el lanzamiento del primer menú de degustación de pollo cultivado en laboratorio este mes de octubre en su restaurante, The Chicken [19, 20].

5. Plataformas basadas en CRISPR

Desde el descubrimiento del Streptococcus pyogenes CRISPR-Cas9 por los grupos de Jennifer Doudna y Emmanuelle Charpentier [21], ambos galardonados con el Premio Nobel de Química de este año, se han creado varias empresas basadas en CRISPR. Sin embargo, la primera aplicación comercial comenzó realmente en 2007, cuando los científicos de Danisco (adquirida por DuPont en 2011) descubrieron secuencias cortas repetidas en el genoma de una de sus bacterias del yogur, Streptococcus thermophilus [22, 23]. Identificaron que se trataba de repeticiones palindrómicas cortas agrupadas y regularmente interespaciadas (CRISPR), utilizadas por S. thermophilus para defenderse de las infecciones por bacteriófagos [23]. Más tarde, Dupont utilizó su descubrimiento para diseñar cepas resistentes a los fagos en su proceso de fabricación de yogur [22, 23]. Aproximadamente una década después, se han caracterizado varios sistemas CRISPR-Cas, hasta la estructura atómica, siendo CRISPR-Cas9 el más estudiado.

La tendencia a desarrollar organismos de importancia industrial ha continuado hasta hoy y, mediante la tecnología CRISPR-Cas9, es más rápida que nunca. Genómica sintéticaen colaboración con Exxon Mobile, está desarrollando microalgas editadas con CRISPR con una mayor producción de lípidos, lo que mejoraría la fabricación de petróleo al reducir potencialmente las emisiones de CO2 y la dependencia de los combustibles fósiles [24, 25]. PLANTeDit y Toolgen están utilizando CRISPR-Cas9 para diseñar cultivos sostenibles como la soja sin introducir ADN extraño [26]. Esto se denomina edición genómica sin ADN y, aunque sus cultivos se modificarán genéticamente, evitarán los obstáculos reglamentarios de los OMG [26].

Las primeras empresas que iniciaron ensayos clínicos en humanos con una terapia basada en CRISPR fueron Terapéutica CRISPR y Vertex Pharmaceuticals en 2018 [27-29]. El CTX001 es un ex vivo que se está investigando para el tratamiento de la β-talasemia y la anemia falciforme [30]. La terapia consiste en extraer las células madre de la sangre del paciente, modificar el gen mediante CRISPR-Cas9 y reintroducir las células en el paciente. Aunque la evaluación clínica del CTX001 aún es incipiente, los resultados preliminares (presentados este mes de junio) mostraron los beneficios potenciales del tratamiento en pacientes con hemoglobinopatías [31].

6. Plataformas de evolución dirigida

En 2018, Frances Arnold, George Smith y Gregory Winter fueron galardonados con el Premio Nobel de Química por su investigación en la evolución dirigida de enzimas, péptidos y anticuerpos [32]. Las plataformas de evolución dirigida suelen implicar la generación de grandes bibliotecas genéticas aleatorias que expresan variantes del gen de interés. Estas bibliotecas se examinan seleccionando las variantes de la proteína que presentan las propiedades deseadas, como el aumento de la unión al ligando o la actividad catalítica. Este proceso suele repetirse mediante el cribado de bibliotecas adicionales basadas en las variantes seleccionadas hasta que se alcanza un límite de selección. Mediante este proceso se han desarrollado varias terapias basadas en proteínas: Humira (AbbVie), Lumoxiti (MedImmune), y Gamifant (NovImmune) [33].

Una empresa ha ampliado la tecnología de evolución dirigida. Carmot Therapeuticsuna empresa de descubrimiento de fármacos con sede en Berkeley, desarrolló la plataforma Chemotype Evolution para identificar nuevos fármacos. Durante la Chemotype Evolution, un conjunto de pequeñas moléculas se vincula a una colección de fragmentos propia para generar una biblioteca de fármacos candidatos. La biblioteca se examina frente a una diana humana y los fármacos candidatos seleccionados se someten a nuevas rondas de vinculación y selección hasta que el fármaco candidato ha evolucionado hasta convertirse en una molécula de unión de alta afinidad [34]. Gracias a la evolución del quimiotipo, Carmot identificó dos compuestos candidatos que actualmente se encuentran en fase de ensayo clínico [34]. Otras empresas están utilizando la evolución dirigida para generar plataformas microbianas. Primordial Genetics, una empresa de biotecnología con sede en San Diego, está desarrollando una plataforma que produce grandes bibliotecas microbianas a través de la genética combinatoria denominada Function Generator [35]. El generador de funciones les permite seleccionar microbios específicos que pueden abordar potencialmente una serie de problemas, desde la identificación de levaduras tolerantes al estrés para la producción de biocombustibles hasta microbios capaces de degradar plásticos de forma eficiente [35].

7. Innovaciones basadas en el microbioma 

En 2007, los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos lanzaron el Proyecto del Microbioma Humano (HMP) para proporcionar apoyo financiero, bases de datos de referencia y otros recursos para la investigación del microbioma [36]. De este modo, el establecimiento del HMP fomentó un florecimiento de la producción de investigación junto con un aumento significativo de la ayuda a la financiación [36]. Lo que se produjo a lo largo de los años fueron en gran medida herramientas de investigación computacional y estadística (debido a los enormes conjuntos de datos que se generaron) y una serie de empresas del microbioma. Muchas de estas empresas se centraron en el tratamiento de enfermedades humanas, como las soluciones tópicas que restauran el microbioma de la piel (AOBiome, [37]) o la administración de fármacos mediante bacterias intestinales (Blue Turtle Bio, [38]), mientras que algunas empresas utilizaron las tecnologías del microbioma de otras maneras. Aster Bio desarrolló la plataforma Environmental Genomics para ayudar a sus clientes a controlar la producción de residuos líquidos y prevenir la contaminación de las masas de agua naturales [39]. La plataforma perfila las muestras de residuos mediante la detección de biomarcadores genéticos específicos de microbios clave, informa sobre posibles problemas operativos (como la eliminación insuficiente de amoníaco) y dirige el tratamiento de las aguas residuales [39]. Basado en Sunnyvale Floragraph también examina los residuos, pero pretende llevar el análisis del microbioma directamente al hogar [40]. Su dispositivo de microbioma portátil está diseñado para clientes interesados en el autocontrol de enfermedades crónicas o en el seguimiento de la salud de los animales de compañía mediante el análisis del microbioma de las muestras de heces [40]. Aunque no se sabe con certeza cuántas personas querrían analizar su propia caca en casa, el Floragraph aporta portabilidad, rentabilidad y accesibilidad al análisis del microbioma. Para las aplicaciones médicas y de investigación sobre el terreno, este dispositivo podría satisfacer la necesidad.

8. Discos duros de ADN

Hemos recorrido un largo camino desde los primeros días de los sistemas de almacenamiento de datos electrónicos como el tambor magnético y los disquetes. Los avances tecnológicos han aumentado nuestra capacidad de almacenamiento de datos en enormes órdenes de magnitud, desde decenas de kilobytes (tambor magnético) hasta el rango de los petabytes (servidores en la nube) [41]. Este enorme espacio de almacenamiento conlleva también la necesidad de un enorme espacio físico para albergar las granjas de servidores que dan soporte a la nube. Los científicos estudiaron por primera vez el uso de moléculas de ADN para el almacenamiento de datos en 1988, con la inserción de 35 bits de unos y ceros que codificaban una imagen de 5 por 7 bits cuadrados en el E. coli genoma [42, 43]. Desde entonces, varias instituciones y empresas han invertido sus esfuerzos en el desarrollo de sistemas de almacenamiento de datos basados en el ADN, dado que el coste, el uso de energía y el espacio se reducen significativamente en comparación con el mantenimiento de granjas de servidores [42]. Se estima que el almacenamiento de todos los datos del mundo se comprimiría en apenas 1 kg de ADN [42]. Entonces, ¿cómo se pueden "cargar" las fotos o la música en el ADN? Los científicos del Universidad de Washington y Microsoft trataron de abordar esta cuestión en su estudio de prueba de concepto para un sistema automatizado de almacenamiento de ADN [44]. Demostraron que su dispositivo era capaz de codificar un "Hola" de 5 bytes en una secuencia de ADN, sintetizar, almacenar, secuenciar el ADN y recuperar el "Hola" [44]. El proceso completo duró 21 horas y no sería práctico hoy en día para almacenar una sola foto. Pero dada la velocidad a la que se están desarrollando estas tecnologías, no será extraño verlo disponible en un futuro muy cercano.

9. Origami de ADN 

El emparejamiento de bases de los nucleótidos en el ADN y el ARN los convierte en un atractivo material biomolecular con capacidad de "autoensamblaje". Así lo demostraron varios grupos a mediados de la década de 2000 [45-47], como Paul Rothemund, que presentó un método para ensamblar el ADN en cuadrados bidimensionales, triángulos, caras felices y otras formas [48]. En 2017, varios laboratorios de investigación fueron capaces de construir las mayores nanoestructuras de ADN: grandes nanorods, ladrillos y baldosas que se unieron para formar enormes estructuras con longitudes en el rango de cientos de nanómetros a más de una micra [49-51]. Estos estudios presentan imágenes claras y tridimensionales de las nanoestructuras de ADN que demuestran que los ácidos nucleicos pueden ser diseñados para ensamblarse en cualquier número de estructuras con potencial de aplicación en medicina, electrónica y biomateriales. Actualmente, el origami de ADN se está desarrollando para generar plataformas de administración de fármacos (Genisphere), nanorobots de diagnóstico (Nanovery), y nanofibras embebidas en enzimas para aplicaciones como la producción de metabolitos (TejidoNano) [52]. Los nanorobots de Nanovery están diseñados utilizando inteligencia artificial para detectar el ADN tumoral circulante (ADNc) [53]. Su nanorobot de diagnóstico pretende sustituir a las actuales pruebas de biopsia líquida para detectar el ctDNA, que requieren mucho tiempo y dinero. El nanorobot se inserta en una muestra de sangre y, si se detecta ADN canceroso, se ilumina en 1 o 2 horas. Como las mutaciones siguen acumulándose en el ADN canceroso, Nanovery pretende evolucionar continuamente sus nanorobots para detectar estas nuevas mutaciones [53].

10. La inteligencia artificial en la medicina

Aunque la inteligencia artificial y el aprendizaje automático no se consideran biotecnologías, merecen una mención debido a su impacto en el campo médico. El interés de la investigación en las aplicaciones médicas basadas en la IA ha crecido significativamente en la última década, como lo demuestra el aumento de 20 veces en las publicaciones relevantes desde 2010 (596 artículos) hasta 2019 (12422) [54]. En el momento de redactar este artículo, había algo más de 70 algoritmos de IA aprobados por el mercado para aplicaciones médicas, según un estudio realizado por la Universidad de Groningen y el Medical Futurist Institute [54, 55]. Varias de estas aplicaciones utilizan algoritmos de aprendizaje automático basados en imágenes para el análisis, el diagnóstico o la evaluación de enfermedades. QuantX de Qlarity Imaging es una ayuda para que los radiólogos identifiquen con mayor rapidez y precisión las manchas anormales en las imágenes de RM de mama [56]. En un estudio clínico en el que se evaluó la capacidad de un radiólogo para identificar correctamente lesiones malignas en imágenes de RM, los radiólogos obtuvieron mejores resultados cuando utilizaron el software QuantX [57]. El interés de la investigación ha crecido especialmente en el desarrollo de robots médicos totalmente autónomos, que actualmente están siendo entrenados para completar tareas muy específicas. El dispositivo IDx-DR, desarrollado por Diagnóstico digitalcaptura imágenes de la retina para diagnosticar la retinopatía diabética, una causa de ceguera en los pacientes diabéticos [58]. Las imágenes son analizadas por una máquina de IA entrenada para detectar biomarcadores como depósitos de proteínas y exudados, y emite un informe de diagnóstico en 30 segundos. También se está trabajando en el desarrollo de robots quirúrgicos totalmente autónomos, asistentes médicos a domicilio y robots de apoyo a la salud mental.

Referencias

  1.       Biografía de la misión. Disponible en: https://missionbio.com/products/platform/.
  2.       Mocciaro, A., y otros, Identificación y clasificación de células activadas por luz (LACIS) para la selección de clones editados en un dispositivo nanofluídico. Commun Biol, 2018. 1: p. 41.
  3.       Shafer, E., Aldevron utiliza ahora la plataforma Beacon® de Berkeley Lights - Noticias de Aldevron.
  4.       Berkeley Lights - El sistema optofluídico Lightning™.. Disponible en: https://www.berkeleylights.com/systems/lightning/.
  5.       Mehrotra, P., Biosensores y sus aplicaciones - Una revisión. J Oral Biol Craniofac Res, 2016. 6(2): p. 153-9.
  6.       McConnell, E.M., J. Nguyen e Y. Li, Biosensores basados en aptámeros para la vigilancia del medio ambiente. Front Chem, 2020. 8: p. 434.
  7.       Aptamer Sciences - AptoDetect™-Pulmón. Disponible en: http://aptsci.com/en/diagnosis/aptodetect-lung/.
  8.       Aptamer Sciences - Presentación del producto. Disponible en: http://aptodetect-lung.com/en/aptodetect-lung/.
  9.       Lee, S.Y., Células implantables productoras de medicamentos, en Scientific American. 2018.
  10.     Katsarou, A., y otros, Diabetes mellitus de tipo 1. Nat Rev Dis Primers, 2017. 3: p. 17016.
  11.     Seraxis Technologies - Un enfoque innovador de la sustitución celular. Disponible en: https://www.seraxis.com/seraxis-technology/.
  12.     Tecnologías de células vivas - NTCell. Disponible en: https://lctglobal.com/research/ntcell#click-here.
  13.     Li, R.A., y otros, Bioingeniería de una cámara cardíaca ventricular en miniatura electro-mecánica a partir de células madre pluripotentes humanas. Biomateriales, 2018. 163: p. 116-127.
  14.     NovoHeart. Disponible en: http://www.novoheart.com/hk/product5.
  15.     Platelet BioGenesis recibe un premio de $2,3 millones del Medical Technology Enterprise Consortium para acelerar el desarrollo de la producción de plaquetas independientes del donante.
  16.     Biogénesis plaquetaria. Disponible en: https://www.plateletbio.com/product-development

       

    Datar, I. LA CARNE CULTIVADA DE MARK POST. Disponible en: new-harvest.org/mark_post_cultured_beef.
  17.     Fuente, H., Construir una hamburguesa $325.000.
  18.     El Pollo.
  19.     Vídeo de Super Meat Press. Disponible en: https://vimeo.com/473309639.
  20.     Jinek, M., y otros, Una endonucleasa de ADN programable guiada por doble ARN en la inmunidad adaptativa bacteriana. Science, 2012. 337(6096): p. 816-21.
  21.     Cohen, J., Cómo se trazaron las líneas de batalla sobre CRISPR, en Revista Science. 2017.
  22.     Barrangou, R., y otros, CRISPR proporciona resistencia adquirida contra los virus en procariotas. Science, 2007. 315(5819): p. 1709-12.
  23.     Verruto, J., y otros, Apilamiento de rasgos sin marcadores sin restricciones en. Proc Natl Acad Sci U S A, 2018. 115(30): p. E7015-E7022.
  24.     Genómica sintética: Fábricas de células de algas. Disponible en: https://syntheticgenomics.com/algal-cell-factories/.
  25.     PLANTeDit - SOJA NO TRANSGÉNICA DE ALTO OLEICO. Disponible en: https://plantedit.com/index.php/products/.
  26.     Saey, T.H., CRISPR entra en sus primeros ensayos clínicos en humanos. 2019.
  27.     CRISPR Therapeutics y Vertex anuncian avances en los programas de desarrollo clínico de la terapia de edición genética CRISPR/Cas9 CTX001 - Comunicado de prensa CRISPR Therapeutics. 2019.
  28.     Ensayo clínico: NCT03655678. Disponible en: https://www.clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT03655678.
  29.     Terapéutica CRISPR - Hemoglobinopatías. Disponible en: http://www.crisprtx.com/programs/hemoglobinopathies.
  30.     CRISPR Therapeutics y Vertex anuncian nuevos datos clínicos de la terapia de edición genética en investigación CTX001™ en hemoglobinopatías graves en el 25º Congreso Anual de la Asociación Europea de Hematología (EHA) - Nota de prensa CRIPSR Therapeutics. 2020.
  31.     El Premio Nobel de Química 2018https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-mini-2x.jpg" media="(min-width: 220px)" srcset="https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-mini-2x.jpg" style="-webkit-font-smoothing: antialiased;">https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-small-2x.jpg" media="(min-width: 900px)" srcset="https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-small-2x.jpg" style="-webkit-font-smoothing: antialiased;">https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-medium-2x.jpg" media="(min-width: 1400px)" srcset="https://www.nobelprize.org/images/arnold-57918-portrait-medium-2x.jpg" style="-webkit-font-smoothing: antialiased;">. Disponible en: https://www.nobelprize.org/prizes/chemistry/2018/summary/.
  32.     Lu, R.M., y otros, Desarrollo de anticuerpos terapéuticos para el tratamiento de enfermedades. J Biomed Sci, 2020. 27(1): p. 1.
  33.     Carmot Therapeutics - Tecnología. Disponible en: https://carmot-therapeutics.us/science/.
  34.     Genética Primordial - Generador de funciones™.. Disponible en: https://www.primordialgenetics.com/our-platform/.
  35.     Equipo, N.H.M.P.A., Una revisión de 10 años de actividades de investigación del microbioma humano en los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos, Años Fiscales 2007-2016. Microbioma, 2019. 7(1): p. 31.
  36.     AOBiome. Disponible en: https://www.aobiome.com/.
  37.     Biografía de la tortuga azul. Disponible en: https://blueturtlebio.com/.
  38.     AsterBio. Disponible en: https://www.asterbio.com/.
  39.     Floragraph. Disponible en: http://www.floragraph.me/technology-overview.html.
  40.     Museo de Historia de la Informática - Cronología de la historia de la informática. Disponible en: computerhistory.org/timeline/memory-storage/.
  41.     Andy, E., Cómo el ADN podría almacenar todos los datos del mundo. 2016.
  42.     Davis, J., Microvenus. Revista de Arte, 1996. 55(1): p. 70-74.
  43.     Takahashi, C.N., y otros, Demostración de la automatización de extremo a extremo del almacenamiento de datos de ADN. Sci Rep, 2019. 9(1): p. 4998.
  44.     Chworos, A., y otros, Construcción de rompecabezas programables con ARN. Science, 2004. 306(5704): p. 2068-72.
  45.     Park, S.H., y otros, Entramados de azulejos de ADN de tamaño finito y totalmente direccionables, formados por procedimientos de ensamblaje jerárquico. Angew Chem Int Ed Engl, 2006. 45(5): p. 735-9.
  46.     Rothemund, P.W., y otros, Diseño y caracterización de nanotubos de ADN programables. J Am Chem Soc, 2004. 126(50): p. 16344-52.
  47.     Rothemund, P.W., Plegado del ADN para crear formas y patrones a nanoescala. Nature, 2006. 440(7082): p. 297-302.
  48.     Wagenbauer, K.F., C. Sigl y H. Dietz, Ensamblajes de ADN programables a escala de gigadaltons. Nature, 2017. 552(7683): p. 78-83.
  49.     Tikhomirov, G., P. Petersen y L. Qian, Ensamblaje fractal de matrices de origami de ADN a escala micrométrica con patrones arbitrarios. Nature, 2017. 552(7683): p. 67-71.
  50.     Praetorius, F., y otros, Producción masiva biotecnológica de origami de ADN. Nature, 2017. 552(7683): p. 84-87.
  51.     Dunn, K.E., El negocio de la nanotecnología del ADN: Comercialización del origami y otras tecnologías. Moléculas, 2020. 25(2).
  52.     Nanovery - Nanorobots. Disponible en: https://www.nanovery.co.uk/science.
  53.     Benjamens, S., P. Dhunnoo y B. Meskó, El estado de los dispositivos médicos y algoritmos aprobados por la FDA basados en la inteligencia artificial: una base de datos en línea. NPJ Digit Med, 2020. 3: p. 118.
  54.     The Medical Futurist - Algoritmos basados en la inteligencia artificial aprobados por la FDA. Disponible en: https://medicalfuturist.com/fda-approved-ai-based-algorithms/.
  55.     Qlarity Imaging - Educación. Disponible en: https://www.qlarityimaging.com/education.
  56.     Jiang, Y., A.V. Edwards y G.M. Newstead, Inteligencia artificial aplicada a la resonancia magnética de la mama para mejorar el diagnóstico. Radiology, 2020: p. 200292.
  57.     Diagnóstico digital - Visión general de IDx-DR: Cerrar las brechas de atención, prevenir la ceguera. Disponible en: https://dxs.ai/products/idx-dr/idx-dr-overview-2/.

 


Kolabtree ayuda a las empresas de todo el mundo a contratar expertos bajo demanda. Nuestros freelancers han ayudado a las empresas a publicar artículos de investigación, desarrollar productos, analizar datos y mucho más. Sólo se necesita un minuto para decirnos lo que necesita hacer y obtener presupuestos de expertos de forma gratuita.


Comparte.

Sobre el autor

Jennifer Huen obtuvo su doctorado en bioquímica en la Universidad de Toronto y es la fundadora de Huen Structure Bio, una empresa de investigación y consultoría en biología molecular. Ha sido consultora en las áreas de descubrimiento de fármacos, desarrollo de ensayos, viabilidad de productos, creación de contenidos científicos, y ha publicado en varias revistas revisadas por pares.

Dejar una respuesta

Expertos autónomos de confianza, listos para ayudarle con su proyecto


La mayor plataforma mundial de científicos autónomos  

No gracias, no estoy buscando contratar en este momento